AL MI GUELU:

Escrito por Cantabru.

Siempre se ha dicho que cuando perdemos algo o a alguien aprendemos a valorar…
Es razon en muchos casos pero no es ni  mucho menos una verdad absoluta. A nivel personal, el que escribe perdio a uno de sus seres mas queridos –o el que mas probablemente- hace poco mas de un ano. Pero no necesite su perdida para valorarle.
Su presencia, su mirada clara y complice, sus conversaciones muchas veces parcas pero agradables y atinando casi siempre que hablabamos de ciertas cosas, mi prolongada estancia lejos del Pais Cantabru…me habian hecho tener muy claro su valor para mi. Y aparte de ser sangre de su sangre, aparte de ser una muy fuerte y clara conexion con tiempos preteritos de Sanander y mi Pais en general…era un BELLISIMA persona, honesta y buena (para mi, para otros much@s es de justicia decir)…lo que tiene un valor incalculable (y mas hoy en dia). Ese era pues su valor: incalculable. Podre conviir con su ausencia pero nada llenara ese hueco.
Cuando por leyes de la vida  -y sin querer aranar mucho mas en ciertos acontecimientos- le perdi, su perdida fue en igual medida y proporcion a su valor:  incalculable.
Le conozco, se que desde las estrellas, aparte de estar guiando a algun marino por los oceanos e incluso a algun  nomada en algun desierto-…estara diciendo “sonrie, no estes triste, sigue y piensa en tu vida que nos volvermos a encontrar, volveremos a criticar juntos a los facistas” de ayer y de hoy…pero a veces no puedo y me entristezco, las lagrimas inundan mis ojos a la par que su cara y recuerdos mi memoria.
No necesite perderle para saber lo que para mi significaba y su valor. Su perdida me supone tristeza e incluso impotencia cuando se que en esta vida no le volvere a ver. Pero tambien se que si el paso en su momento lo propio y que es lo que el me diria, que le paso lo mismo y que tire pa’lanti!. Lo hago, lo intento y que su ejemplo y su recuerdo aparte me sirva de antorcha e estos momentos de oscuridad…aunque mi mano tiemble ha veces bajo el peso del recuerdo del carino y de su perdida.
Porque tambien cuando se pierde algo que escasea se nota mas, como lo es hoy en dia cuando se pierde a un amigo verdadero, a una buena persona, una persona no traicionera, una persona fiel a sus raices, una persona comprensiva..en definitiva…cuando se pierde a una PERSONA, ademas de muy querida. Y ya no las buenas personas sino las persoans, gracias a la televisin y otras muchas cosas mas pues escasean.
Porque hablo de todo esto?… por que queria escribir de nuestro Pais de Cantabria, el sentimiento me ha salido y aqui esta en estas palabras.
Esta persona -como muchos otras, como tantos y tantas guelas – era autentico, parte de Cantabria, y a mucha honra un raquero de Sanander de los de verdad, y que coño: comunista!… una persona que desde el Barrio y la pelea contra el facismu vencedor y opresor, las enfermedades y el hambre (aunque se buscase la vida y lo esquivase)  llego a poder buscarse la vida, a visitar confines del mundo que yo jamas pisare -dejando bien alto el pabellon santanderino y cantabru-, a tener una jubilacion mas que digna (en calidad de vida me refiero, cerca de su gente, de su barrio de toa la vida) y formar una familia de la que soy parte …
Cada vez quedan menos de estas personas. Ejemplos vivos de como eran las cosas hace no tanto, de como se pensaba no hace tanto en nuestro Pais, de como eran las personas, l@s cantabros  en Cantabria antes de la “era televisiva”… que si , que tenian sus mas y sus menos, pero eran autenticos, y eso no es poco!…
Personas que si les escuchas de verdad te contaran como era nuestra Tierra sin tanta  carretera, sin tanta casa, sin tanto chalet, de que se hacia, como y de que se vivia en Cantabria (curiosamente de mas cosas que hoy en dia que esta mas conectada) etc, etc.
Y aqui voy a terminar este modesto homenaje escrito, al mi Guelu especialmente, pero a todos nuestros guelus y antepasados…

CANTABRIA ES CANTABRIA:

Siempre se ha dicho que cuando perdemos algo o a alguien aprendemos a valorar…
Pues bien, en esta vida hay perdidas y perdidas. Por muy dolorosa y grande que sea una perdidad individual, esta en otro nivel (distinto, ni mejor ni peor) y no se puede comparar con una perdida colectiva.
Hoy en dia en Cantabria estamos sufriendo precisamente eso, una progresiva perdida (o perdidas) colectivas enormes y muy graves.
Para empezar muchos tienen un problema de identidad por llamarlo de alguna manera: que si Cantabria es esto o lo otro, que si Cantabria es Castilla, que si Cantabria es Uropa, que si Cantabria es España…
Señores y señoras, aqui va una revelacion que cambiara sus vidas: Cantabria es…CANTABRIA.
Un Pais, el nuestro el de los cantabros, a la vez pequeño y grande… Cantabria, esa Cantabria milenaria, una vez ogullosa, temida y respetada; esa Cantabria que lucho contra los romanos; la Cantabria que lucho contra los moriscos; la Cantabria que lucho contra los visigodos; la Cantabria que lucho contra los “señores” feudales; la Cantabria que lucho contra los franceses; la Cantabria que magistralemente nos dibujo Nel Llano; la Cantabria de Luciano Malumbres, Ataulfo Argenta, los Tonetti y tantos otros genios conocidos o anonimos;…la Cantabria de nuestros guelus y sus padres…; la Cantabria de raqueros, pescadores, ganaderos, labriegos, de los trashumantes pasiegos…
Porque estemos dejando que nos hagan lo que nos estan haciendo?. Que le estan haciendo a Cantabria?… quizas alguien incluso pregunte. Y lo que se tendria que preguntar es: que nos estan haciendo?. Por que no se olvide, lo que le pase a Cantabria nos pasa a nosotros…
Eso, que esta pasando en el reinado de Mr. Gravilla, sucesor de Sieso ? Que año tras año, legislatura tras legislatura, ejercicio economico tras ejercicio economico, liga tras liga, serie televisiva tras serie televisiva, san valentin tras san valentin, navidad tras navidad… estamos perdiendo Cantabria. Y esta pasando delante de nuestros ojos. Cada vez mas aceleradamente la Cantabria autentica se va desdibujando, se va desfigurando….Aunque pueda sonar raro es asi.
Y esta perdida quizas se deba a que estemos pensemos en cosas muy lejanas pero no en lo que esta pasando alrededor en NUESTRA Tierra. Que si Madrid , que si Bruselas…quizas esperando a que vengan a salvarnos cuando de alli han venido casi todos los males…
Estamos perdiendo a Cantabria? SI. Demonos cuenta ante de que sea irreparable.
Sera esta una de las cosas que no valoramos, que cuando la perdamos y ya no podamos dar marcha atras, nos empezamos a lamentar de haber dejado morir esta Tierra, de haber la dejado destruir…nos lamentemos de su perdida? Parece que, por desgracia, para muchos es asi…
Pensemos, que pasara: cuando los cantos de los pajaros no se escuchen en los pueblos, incluso en los barrios de las afueras de las ciudades …lo echaremos de menos?;
Cuando se dejen de ver nidos en los arboles o en las casas…lo echaremos de menos?;
Cuando no podamos deleitarnos con las acobracias de las golondrinas…lo echaremos de menos?;
Cuando en los rios ya no haya peces..lo echarmos de menos?
Cuando no podamos gozar de una buena sombra en verano bajo un señora haya, o una cagijona…lo echaremos de menos?;
Cuando ya no se vean tudancas…cuando no se vean animales como caballos y ovejas en nuestros campos … con los perros ladrando al fondo, los aperos deperdigados y una fina linea de humo saliendo de la chimenea al atardecer… lo echaremos de menos?
Cuando vayamos por la lonja o por el mercado dejen de llegar a nuestros oidos las mujeres (raqueras, si, y que?) con sus gritos, puede que cantando no solo al hablar y con sus frases ingeniosas, y con sus comentarios que incluso son capaces de enrojecer al mas desvergonzado…lo echaremos de menos?
Cuando vayamos por uno de nuestos puertos y ya no veamos las redes, ni señales de vida marinera, ni veamos a los guelus sentandos en torno a un banco, ni cabezas tocadas con nuestra tradicional boina, ni escuchemos señores mayores contando historias de experiencias lejanas, de aventuras y de lugares remotos …lo echaremos de menos?
Cuando nuestros mayores se hayan ido “pal norti” les echaremos de menos y lamentaremos no haber aprendido a de ellos, ni haberles preguntado muchas mas cosas, ni haber escrito muchas de usus historias y sentimientos?
Cuando entremos en nuestros pueblos, y no veamos las casonas tradicionales, las callejuelas, no muy grandes ni lineales, pero con personalidad, llenas de color, con flores por aqui y por alli e incluso quizas un olor a abono natural…lo echaremos de menos?
Cuando ya no haya en los barrios de pescadores, ni en los pueblos esas tascas llenas de humo, de gente tomando sus vinos contando historias, cantando tonadas y metiendo algunas puyas, …lo echaremos de menos?
Cuando ya no haya rincones en Cantabria a los que huir de todo este “progreso” democraticamente agobiante, que avanza y nos ahoga… lo echaremos de menos?
Cuando vayamos por las carreteras y lo que mas veamos sea asfalto, cemento y urbanizaciones a pie de autovia…y el verde sea lo que menos..lo echaremos de menos?
Cuando el eucalipto hay terminado de adueñarse de nuestros montes,
cuando el bosque autoctono no sea mas que una reliquia y pasearnos por hayedos, cagigales y deleitarnos con su variedad de colores, ruidos y olores se convierta en lujo..lo echaremos de menos?
Estamos en proceso de perdida natural, patrimonial (incluso cultural e identitario) y que todo eso que no vemos plausible en un futuro cercano se convierta en una realidad de constante….antes de lo que pensamos.
Estamos perdiendo todas esas cosas, y mas que hemos perdido ya…
Y vuelven a surgir als mismas preguntas….
Porque dejamos que eso pase? No valoramos lo que tenemos? Tenemos que perderlo para empezar a hacerlo?
Empezaremos a valorar Cantabria, nuestra Tierra, este vergel, cuando ya solo nos quede lamentarnos de haberlo perdido?
Sera en parte la respuesta a todas estas preguntas que no acabamos de percatarnos de que : Cantabria es Cantabria. Que Cantabria depende de los cantabrus, no de nadie mas…
Cuando se habla de defender Cantabria muchos replican y se escabullen; cuando hablamos de Cantabria con mayusculas –como se merece- muchos tosen o miran para otro lado, o se tocan la cartera con la rojigualda bordada en ella…nos edan cuenta de que en el moemnto en que acaben de destruirla dara igual que la gente se sienta castellana, europea y/o española…Cantabria se habra perdido quizas para siempre, y esa perdida ellos –y sus hijos y nietos- tambien, mas o menos, la sentiran.
Que dara igual Madrid o Bruselas…la perdida sera incalculable y afectara a las generaciones venideras de cantabr@s …
Nos imaginemos a cantabrus, en un futuro cercano, sin saber lo que es una vaca, sin haber visto una boina en su vida, sin saber lo es pasear por un hayedo?… Si algun dia descubren lo que perdieron, que pensaran de nosotr@s, las personas y la generacion que permitimos que eso pasase sin hacer realemente nada por evitarlo?…
Si esta Tierra es destruida y con ella gran parte de nuestra identidad, que creemos que le pasara a nuestro Pueblo? Cantabria llena de Autovias, Cantabria llena de urbanizaciones para maquetos y pachis, Cantabria llena de puertos deportivos, campos de golf y sin actividad pesquera, ganadera, labriega…esta menos viva, esta mas muerta y sin lugar a duda es menos Cantabria
Quien llevara luto por nosotr@s y nuestra Tierra? Lo llevaran en Madrid o Bruselas?…o se vendran a pasear por donde antes habitaban unas gentes orgullosas?…
Porque no nos damos cuenta que si Cantabria es Cantabria lo que esta pasando es por que los cantabros estamos dejando que pase…sobre todo por omision
No apreciamos nuestra Tierra? … estamos tan alienados, estanos atados por invisble cadenas que nos impiden movernos?
O al final va a ser que no apreciamos lo que tenemos?, que tenemos que sufrir su perdida de verdad para hacerlo? …o es que por mucho que hablemos ya nos da todo igual menos la Liga, la seleccion española, el GH, OT, lo que rebuzne Revilla, ZP y Obama y que gane Nadal?
Podemos llegar a creer que el hueco que dejen las golondrinas, los urogallos, las tudancas, las historias de nuestros mayores, las cajigas y los tejos…lo podran llenar desde Madrid, o los productos televisivos, los MP3 y la Play?
Cuando hayamos perdido lo que todavia nos queda, donde se podra encontrar un respiro, el color y el viento en ese mundo agobiante, gris, lleno de camaras de seguridad por doquier y chips… Un mundo despersonlizado y antinatural que avanza ante nuestra pasividad destruyendo ya no lo que conocieron nuestros guelus, si no lo que conocimos nosotros y el entorno en el que crecimos.
Para terminar, y recapitular: si, aunque algunos no se lo crean Cantabria es, ni mas ni menos, Cantabria…hagamos entre tod@s que lo siga siendo ahora que aun estamos a tiempo. Quizas dentro de no tanto ya sea tarde…
Que no tengamos que vivir en una Cantabria desfigurada y destrozada para despertar…
… que no tengamos que perder Cantabria para valorarla.

Escrito por Cantabru.
Si vosotros también queréis expresaros no tenéis mas que mandármelo por email.

Anuncios

4 comentarios

  1. gracias por el espacio Airnoja, de verdad..
    un saludu

  2. Como dijo el poeta Valenciano: “Qui perd els orígens per identitat”.
    Mas o menos: “Quien pierde los orígenes pierde identidad”.

  3. En ocasiones pienso que estamos inmersos en una burbuja en la que solo el presente se tiene en cuenta.
    Cierto es que la gente deberia estar concienciada de que las antiguas formas de vida, las tradiciones, las formas, la naturaleza, el habla, los acentos, los estilos, las casas tradicionales, los pueblos, las costumbres, las formas de trabajo, los tipicos personajes, todo ello en conjunto ha representado en vivo nuestra mas pura cultura.

    La cultura de un pueblo, es su forma de vida, su forma de ser… Cierto es que la vida va evolucionando, pero se debería de saber encajar la cultura de los pueblos e intentar mantener muchas cosas, porque cada cosa tiene un valor y hay muchos valores que con el tiempo dejaran de existir. Hay que vivir en el presente, pero no renunciar de nuestro pasado.

    Para muchos lo verdadero reside en el presente, pero la mas pura y verdadera Cantabria es la que estamos dejando atras, la Cantabria profunda en la que las gentes que en ella vivian supieron mamar de ella.

    Cuidemos de nuestra tierra, potenciemos lo nuestro, utilicemos nuestras formas , compartamos nuestra cultura. Si actuamos de forma distinta estaremos renegando de lo nuestro.

    VIVAMOS EN CANTABRIA, SINTIENDONOS DE NUESTRA TIERRA.

    Un saludo.

  4. Curioseando por el D.Montañes me encuentro con esta carta de Jesús Serrera (biólogo) muy relacionada con el tema, aquí os la dejo:

    “Alguien seguro que dirá que esto es imposible. Obviamente si atendemos a lo acontecido en Cantabria en las últimas décadas resulta muy difícil no asociar el desarrollo urbanístico a la destrucción de nuestro paisaje. Por desgracia, en esta vorágine inmobiliaria han sucumbido para siempre pueblos y paisajes.
    El parón constructor debería servirnos para reflexionar de qué modo podemos los cántabros hacer que el ladrillo no signifique arrasar nuestro patrimonio natural y cultural. Siempre me gusta mencionar el modo en que nuestros vecinos franceses son capaces de integrar su urbanismo en la naturaleza. No hay más que viajar por las costas y campiñas bretonas para darse cuenta de la diferencia que hay en edificar con criterio, gusto y moderación a hacerlo de manera ostentosa, sin gusto y a lo bruto, como es nuestro caso. Noja, Castro o Liencres son ejemplos de lo que no deberíamos hacer.
    La clave es aplicar criterios de conservación e integración paisajística. Identificar previamente los elementos de mayor valor natural del lugar a urbanizar como setos, charcas o praderas naturales e integrarlos en el proyecto arquitectónico. Otra forma de disimular nuestro urbanismo es revegetalizar el paisaje, es decir, llenarlo de árboles, a ser posible autóctonos, que ayuden por un lado a compensar la biodiversidad perdida y por otro a enriquecer el entorno y además generar corredores verdes. Esto a escala de plan general, pero para los que viven en casas con jardín existen muchas maneras de generar biodiversidad. Cierres con setos compuestos de especies con fruto de aquí, pequeñas charcas para anfibios, césped de hierbas autóctonas y no de ‘raigrass’ sudafricano, cajas nido o pequeños parches de vegetación sin cortar durante la primavera son modos de atraer a la fauna silvestre.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: